"La historia está cambiando..."
No olvidemos a quienes olvidan

Una investigación ha detectado alteraciones cerebrales en personas sanas que tienen un riesgo más alto de sufrir enfermedad de Alzheimer al ser portadoras del gen APOE-ε4, en el marco de un estudio pionero de ámbito internacional. Se trata del estudio mundial más grande de neuroimagen en personas sanas portadoras de dicho gen.

La investigación partió del genotipado de 2.743 personas voluntarias de 45-76 años; finalmente se seleccionaron 533 participantes que se habían sometido a una resonancia magnética cerebral: 261 no eran portadores del alelo ε4, 207 tenían una copia del alelo ε4 y 65 eran portadores de dos copias.

La aportación del estudio radica en su capacidad de arrojar luz sobre cambios estructurales que acontecen años antes de que aparezca la enfermedad y que favorecen su génesis. En concreto, se ha detectado que el número de alelos ε4 del citado gen determina de forma proporcional un volumen más pequeño de sustancia gris en áreas cerebrales como el hipocampo, donde empieza la neurodegeneración en la enfermedad de Alzheimer.

También se ha descubierto que la sustancia gris del tálamo, el lóbulo occipital y la corteza derecha frontal es más grande, por estar más inflamado, lo que podría estar determinado por mecanismos neuroinflamatorios asociados a la acumulación de placas de proteína beta-amiloide, que tiene lugar en los primeros estadios.

https://www.alzheimersanddementia.com/article/S1552-5260(18)30044-X/fulltext

Fuente: www.neurologia.com